miércoles, 22 de abril de 2009

19 de abril... "la mareta"

Este día es especial, y todos los años lo esperamos con mucha ilusión. Este año al caer domingo se presentaba abarrotado, una de mis hermanas que esta fuera, hacía años que no podía venir y como ella mucha gente, pero este año amaneció con lluvia, con mucha lluvia y estropeó todo lo que había para ese día. Simplemente, es el día de la patrona de aquí, el día de “la mareta”, el día de la Mare de Deu del Miracle, el santo de todas las Milagros, el santo de mi madre y el de medio pueblo (todo sea dicho)
Si no viviera aquí pensaría que es una exageración, pero es muy curioso, como todos se vuelcan en este día, creyentes y poco creyentes, la patrona de aquí arrastra a mucha gente. Todo el mundo se viste, las mujeres en el traje típico de contestana, pequeñas y grandes, y los hombres de maseros, todos los pequeños y muy pocos mayores (los que llevan a la virgen)
Por la mañana es la ofrenda y la Virgen va desde su casa (el monasterio de las monjas clarisas) hasta la Iglesia, las calles se llenan de contestanas con ramos; con los hijos, los nietos, los sobrinos, todo el mundo sale.

Se conmemora el milagro de las lágrimas de la Virgen, ocurrido ese mismo día pero en 1520. La virgen es un cuadro, con un rostro de una mujer envuelta en un manto, de sus ojos salen 19 lágrimas . Yo no soy muy de Iglesia pero a ella le tengo una especial fe.
Antes de entrar a la Iglesia, en la plaza, que está toda repleta de gente se hace un silencio y una joven de aquí recita una suplica (siempre es la misma suplica, no la joven que cada año hacen un sorteo) sus últimas palabras siempre son ;
¡¡¡Visca la Mare de Deu del Miracle!!!!!
Y todos contestan chillando; ¡Visca!
Hace 14 años la dije yo (¿tantos?) y casi no la acabo porque la última parte lloraba a moco tendido e hice llorar hasta al apuntador. Fue uno de mis mejores momentos de mi vida, y lo recuerdo con mucha emoción. Es una responsabilidad bastante grande porque recitar una poesía muy larga ante tanta gente, impone, desde entonces perdí el miedo de hablar o leer delante de mucha gente. No sabia si poner el vídeo en el post...

Pero este año ha sido diferente, al llover no nos vestimos, y bajé yo sola para ver como salía, pero fue un poco desastre, la virgen la envolvieron en plásticos y todos con paraguas salieron, y aquello era digno de lástima, a pesar de haber bastante gente. Por la tarde es la procesión, se hizo mas o menos normal porque la lluvia dio una tregua, nosotros la vimos desde el balcón de casa de mi hermana, yo estaba algo pachuchilla y no nos vestimos.
Ayer, fue el día del traslado, por la mañana es la ofrenda de los niños y al salir un sol radiante, mis niños no faltaron. El vídeo es el momento que Hugo hizo la ofrenda con su clase, la de Nuria había tanta gente delante que no lo pude grabar.



Y por la tarde, vuelven a llevar a la virgen al monasterio, me animé y salimos todos.


Y para finalizar el castillo de fuegos con una foto impresionante, echa por nosotros, de despedida.

4 comentarios:

Victòria dijo...

Quina festada!!!!

Mariajo dijo...

Me recuerda a la llegada de la virgen en mi pueblo, que vuelve después de unos meses en el santuario... Es impresionante. Y yo, sin ser creyente, me emociono de una manera que hasta a mí me cuesta creerme.
Supongo que es una cosa cultural, o de fervor popular, pero no puedo evitarlo!!
Un beso,
mariajo

Kinshasa dijo...

Anda que no teneis fiestas ni na!!!! Los enanos preciosososososo!!!

Un besote

Teresa

Nür dijo...

Qué bonita la foto! Parece un dibujo!!! Y la falda del traje (sé que no se llama falda, pero no me acuerdo del nombre... refajo?) es igualita (o parece) que la de monovera.
Ay! Igual he dicho una burrada, pero es que de trajes regionales, no entiendo nada!
Un abrazo y tranqui, tranqui... que ya avisaré...
Muak,
Nür